;

Decisiones Jud

Interés jurídico para promover juicio de amparo directo

Interés jurídico para promover juicio de amparo directo

09/06/2017
Tiene como finalidad estipular que el quejoso también es propietario, ya que de ello corresponde decidir a los órganos jurisdiccionales del orden común, en un juicio contradictorio en que se dilucide, a quién corresponde la propiedad
por Lexnal Diario

Cuando no existe un registro público de la propiedad y del comercio, de la sociedad conyugal trae como consecuencia la falta de aquél, respecto del cónyuge extraño al juicio en donde se adjudicó el inmueble a un adquirente de buena fe, cuando se trate del interés jurídico para promover el juicio de amparo indirecto.

De acuerdo con la tesis jurisprudencial en materia común: VII.1o.C. J/11 (10a.), publicada por la Suprema Corte de Justicia de la Nación, no es suficiente que el cónyuge quejoso acredite el carácter de tercero extraño al juicio de donde dimanan los actos reclamados.

Asimismo, señala que con la existencia del vínculo matrimonial bajo el régimen de sociedad conyugal, que indiciariamente tenía la propiedad sobre el inmueble del que pretende ser lanzado y demostrar el interés jurídico para promover el juicio de amparo indirecto, debe probarse que el bien ha sido inscrito Registro Público de la Propiedad y del Comercio a nombre de la sociedad conyugal para que sea oponible a terceros.

Lo anterior, toda vez que su afectación debe acreditarse fehacientemente y no inferirse con base en presunciones.

De no ser así, implicaría que el tribunal federal se pronuncie en torno a la titularidad del inmueble sobre el expedido a favor de un tercero, quien adquirió un derecho real de propiedad sobre ese bien con motivo de un remate y posterior escrituración.

Lo anterior tiene como finalidad estipular que el quejoso también es propietario, ya que de ello “corresponde decidir a los órganos jurisdiccionales del orden común, en un juicio contradictorio en que se dilucide a quién corresponde la propiedad; consecuentemente, al faltar la inscripción del inmueble a favor de la sociedad conyugal, el cónyuge tercero extraño carece de interés jurídico para promover el juicio de amparo indirecto y, por ende, se actualiza la causal de improcedencia a que se refiere el artículo 61, fracción XII, de la Ley de Amparo”, concluyó la tesis.



Leer más artículos

0 COMENTARIOS

DEJA UN COMENTARIO

Necesitas iniciar sesión para poder comentar.

;